Guardería infantil y aprendizaje

guarderia infantil

En la sociedad actual se ha vuelto casi imposible mantener una familia sólo con un sueldo. Muchas veces los padres se ven obligados a tener que trabajar los dos, a veces a tiempo completo para poder cumplir con los pagos de las facturas.

La imposibilidad de dejarlo con los abuelos o con algún familiar hace que nos replanteemos  la posibilidad de apuntar a nuestro hijo a una guarderia infantil como Chupilandia. Ya no sólo porque podremos lidiar con nuestro horario de trabajo sino por diversos beneficios para nuestro bebé. Vamos a verlos:

  1. Cuidados de profesionales. No dejamos a nuestro bebé en las manos de un completo desconocido sino junto a personal totalmente cualificado y con experiencia en mayor o menor grado. Además de cuidar a los niños, estos tienen que enseñarles los valores, estimular su correcto crecimiento y educarles.
  2. Independencia. Hasta ahora el bebé tenía toda la atención que necesitaba, todos los ojos puestos en él. En las guarderias San Sebastian de los Reyes, al convivir con otros niños, la atención de las educadoras se divide. Es aquí dónde tu pequeño aprenderá a reclamar un juguete que le hayan quitado, a resolver pequeños problemas por él sólo, a pedir algo como que le acompañen al servicio, en definitiva, aprender que no está sólo en el mundo.
  3. Desarrollo físico. Todos nos hemos sentido más libres de hacer algo fuera de nuestras casas: con nuestros hijos ocurre igual. Se caen al suelo, se vuelven a levantar, experimentan, cogen juguetes para chuparlos, etc. Todas estas acciones contribuyen a fomentar la mejora en el equilibrio, su motricidad, la coordinación de movimientos, la seguridad en sí mismo, la realización de ejercicio y consiguiente mantenimiento de peso.
  4. Correcto aprendizaje de hábitos en cuanto a comida saludable, correcta higiene, horarios de comida u horarios de sueño.
  5. Conocer un entorno nuevo. La guardería es un sitio nuevo que investigar y que descubrir. Los niños son verdaderas esponjas de información, ya no sólo del nuevo entorno físico que les rodeará sino de sus compañeros y cuidadores.
  6. Aprender nuevos valores y habilidades. Muchos valores ya vienen enseñados desde su casa pero otros los aprenderán por el simple hecho de tener que compartir un espacio con muchas más personas. Aprenderán a compartir los juegos y juguetes que haya en la guarderia infantil con el resto de compañeros, a comunicarse correctamente, respetar el turno para hablar, levantar la mano si quieren intervenir, no gritar. También aprenderán a convivir con iguales bajo el respeto, la empatía, la solidaridad. Entenderán el valor del esfuerzo, individual y grupal. El autoconocimiento, el respeto por uno mismo y el valor de la amistad.