Síntomas de la bronquitis – Cómo notarlos

La bronquitis puede afectar a cualquier persona sin importar su sexo o edad.

Dentro de la bronquitis se pueden identificar distintos tipos como: la bronquitis asmática y la bronquitis alérgica, entre otros.

Pero en general se puede clasificar en dos tipos: bronquitis aguda y bronquitis crónica.

Básicamente se puede decir que la bronquitis es una obstrucción de las vías respiratorias que produce dificultades y problemas para una correcta respiración.

Las personas más propensas a sufrir bronquitis crónica son aquellas que han fumado durante un lapso de tiempo extenso, como así también quienes debido a sus empleos o trabajos se han visto expuestos a contaminantes o sustancias que han deteriorado su capacidad y salud pulmonar.

También las personas con problemas inmunológicos y/u otras complicaciones respiratorias se ven a menudo aquejadas por esta enfermedad.

Los síntomas y signos de la bronquitis aguda son similares a los de la bronquitis crónica, pero en la primera suelen desaparecer después de algunos días, y generalmente son tratados con reposo y algunas medidas que busquen calmar los síntomas.

No obstante, cuando los síntomas de la bronquitis aguda tienden a empeorar y permanecen más tiempo de lo normal, es importante consultar con un médico.

Sin embargo, los síntomas de la bronquitis crónica son duraderos en el tiempo y este tipo de bronquitis no se cura, sino que se trata, para lo cual se realiza una terapia de largo plazo.

Es decir, existen algunas medidas tanto naturales como farmacológicas o medicamentosas que se deben llevar a cabo para tratar la bronquitis crónica.

En el caso de la bronquitis crónica es muy importante no suspender las indicaciones que haya brindado el médico tratante, incluso si los síntomas tienden a atenuarse.

Ya que, si el tratamiento se detiene de manera prematura, puede haber un efecto “rebote” que haga que los síntomas vuelvan con mayor intensidad.

Síntomas de la bronquitis

Los signos y síntomas de bronquitis son principalmente:

  • Dificultad para respirar.
  • Dolor de pecho.
  • Molestias en la garganta.
  • Baja energía.
  • Dolores de cabeza.
  • Entre otros.

Si se presentan este tipo de síntomas seguidos con transpiración, fiebre alta y/o vómitos se debe consultar a un médico de inmediato.

Los síntomas característicos que indican que puede haber una infección en las vías respiratorias son:

  • Tos con moco de color amarillo.
  • Escupir sangre.

Ante cualquier duda es muy importante estar atento si aparecen estos síntomas, ya que tanto la bronquitis crónica como la bronquitis aguda pueden causar graves problemas de salud si se complica el cuadro clínico.

En ningún caso es recomendable nunca que la persona se auto-medique ya que se podría empeorar la situación.

Por lo cual si los síntomas no desaparecen en algunos días puede ser una señal de que la enfermedad requiere algún tipo de tratamiento específico, lo que deberá ser determinado por el médico de cabecera.

Medidas naturales para aliviar los síntomas de la bronquitis

Si se tiene bronquitis algunas medidas que se pueden tener en cuenta son:

  • Beber mucho líquido.
  • Hacer reposo.
  • Mantenerse alejado de los irritantes como el humo del tabaco.
  • Utilizar humidificadores de aire.